Chile es un país de contrastes, donde se pueden ver montañas y mar, tanto como como desierto y mar, que es el caso de Antofagasta. Sus formaciones geológicas, al igual que sus cálidas aguas acompañadas de la flora y fauna autóctona, logran que cada visitante se enamore de esta maravillosa ciudad.

Su tradición cultural se relaciona con los restos arqueológicos. Aunque todo se vea muy antiguo, posee un hermoso aeropuerto y también aeródromos, puertos y establecimientos gastronómicos al igual que empresas de la gran minería.

Sus balnearios son elegidos frecuentemente por los turistas, como, por ejemplo, Isla Santa María u Hornitos, entre otros, que tienen aguas a temperaturas muy agradables, ideales para realizar deportes o, simplemente, disfrutar.

Aunque el destino también cuenta con condiciones para la práctica de otras actividades tales como buggy o sandboard. Y quien prefiere no realizar ningún tipo de actividades, puede gozar de la importante y variada gastronomía marina con la que cuenta el norte de Chile.

Pero… ¿Dónde se puede hospedar? No hay que preocuparse, no hay problemas con ello ya que existe una gran variedad de hoteles en Antofagasta para quienes la elijan como destino vacacional. Los hoteles siempre buscarán la satisfacción del huésped y la comodidad del mismo.

-Contenido patrocinado-