El popular valsecito de Chito Faró le canta a los afectos, a las bellezas y potencialidades de un gran país, a la calidez de su gente. El estribillo es de una síntesis perfecta: “El pueblito se llama Las Condes y está junto a los cerros y el cielo, campesinos y gentes del  pueblo  te saldrán al encuentro viajero, y veras como quieren en Chile al amigo que es forastero”

Santiago es un destino turístico de gran atractivo para todas las edades, ideal para todos aquellos viajeros que eligen para vacacionar lugares que combinan paisajes, excursiones, con actividades culturales, excelente ubicación geográfica, etc.

En cuanto al alojamiento, las hostales en Santiago, se caracterizan  por la innovación y valores económicos, desde acciones promocionales, como para tener en cuenta.

Una oportunidad para correrse de la rutina, lugares habituales, y recargar pilas para enfrentar los desafíos de la segunda mitad del año.

NC