Para todos aquellos viajantes que están pensando en unas vacaciones relajadas y en un lugar donde el descanso, la tranquilidad y la belleza natural sean su oasis. También para los que quieran encontrar un lugar saludable que ayude a mejorar las condiciones de su cuerpo y mente. Sin lugar a dudas este es el sitio ideal para lograr armonía y recargar energías para los futuros compromisos.

Las Termas de Jahuel están ubicadas, a 14 kilómetros de San Felipe y a 98 kilómetros de Santiago, en un entorno de naturaleza privilegiada. Sus aguas termales y aire puro son conocidos y reconocidos internacionalmente. Su superficie total es de 538 hectáreas. Cuenta con una flora y fauna única en la que se encuentran quillayes, maitenes, algarrobos, aloe, y también se han plantado más de tres mil palmas chilenas. Dentro de la fauna de la zona se hallan alpacas, conejos, zorros, pero uno de los atractivos de Jahuel es la observación de aves, en la que podrán encontrar aproximadamente 49 especies.

Jahuel cuenta con un antiguo hotel que data del año 1912, o sea ya más de cien años de historia, pero en el año 2005, luego de cinco años de reconstrucción, reabrió sus puertas completamente remodelado y con modernas instalaciones, mezclando arquitectura clásica que responde a todas las comodidades actuales para los huéspedes.