Casi una década explorando los sabores y la identidad de la cocina porteña, han convertido a Christian Alba, dueño del restaurant “Horno de Chile”, en Cerro Alegre, en un embajador de la gastronomía de Valparaíso y será quien representará a Valparaíso en la ya tradicional Fiesta Gastronómica “El chancho muerto” que se realiza el 5 y 6 de agosto en la ciudad de Talca.

Una gran responsabilidad, que Christian enfrenta con mucho orgullo, no solo por las más de 22 mil personas que asistieron a esta fiesta el año pasado, también porque es la primera vez que Valparaíso es ciudad invitada a este encuentro que congrega a chefs de todo el país.

Christian Alba, dueño del restaurant “Horno de Chile”, en Cerro Alegre, Valparaíso.

La idea es que cada uno de los chefs invitados, prepare un plato basado en el chancho, protagonista del encuentro, pero con ingredientes y recetas propias de su respectiva ciudad. Cristián optó por un estofado. “El estofado es una preparación característica del puerto. De ave, de carne, hasta de burro tuvimos en alguna época estofados aquí”. Su preparación consiste en un estofado al vino de cerdo ahumado, con mariscos. “De esta forma presentamos en un plato el humo característico del interior de la región, el vino del valle de Casablanca y los mariscos, propios del puerto”, explica Cristián. El nombre del plato es “Brisa marina de mi Valparaíso”.

Llama la atención que a un encuentro gastronómico que ya va en su octava versión y al que se invita cada año representantes de todo el país, Valparaíso nunca haya sido invitada. Christian tiene una explicación: “A Valparaíso se le asocia con muchas cosas, la vista, las lanchas, los cerros, pero pocos conocen su gastronomía. Y es porque la gran cantidad de inmigrantes que hay aquí desarrollaron su propia cocina y se ha ido dejando de lado la cocina porteña. En el Cerro Alegre de 100 restaurantes, debe haber uno o dos de cocina tradicional chilena o porteña. Ha sido un trabajo difícil, ha costado mucho, pero ha valido la pena”.

A Christian los organizadores del “Chancho muerto” le han estado siguiendo la pista y la invitación que le hicieron responde al trabajo de años que lleva desarrollando en torno la cocina chilena y particularmente porteña. Y no solo en sus preparaciones y recetas: “Trabajo con las tres caletas de Valparaíso y solo con productores locales ubicados a no más de 100 kms a la redonda. Eso es darle valor a la cocina del puerto. Valparaíso también tiene gastronomía y eso es en lo que estamos trabajando”.

La Fiesta del “Chancho muerto” se realiza el 5 y 6 de agosto en el centro de Talca y en esta, su octava versión, sus organizadores han reforzado el concepto de sustentabilidad. Ya no habrá cubiertos plásticos, sino que cada persona debe llevar los suyos. Se usarán vasos de vidrio y se regalarán pocillos de greda.